DERECHOS HUMANOS HONDURAS


VOLUNTARIOS HONDURAS



domingo, 23 de marzo de 2008

MUJERES EN PELIGRO


Angriffe gegen Itsmania Platero und ihre Organisation Xibalbá in Honduras

1989 gründeten wir, eine Gruppe von Künstlern und Gemeindeaktivistinnen, die Gruppe „Xibalbá Kunst und Kultur". Unser Ziel war die Rehabilitation von jungen Menschen mit Problemen wie Drogenmissbrauch und Bandenmitgliedschaft, die wegen ihrer Kleidung, ihrem Benehmen, ihrer Denkweise und ihrer Verwicklung in illegale Aktivitäten stigmatisiert wurden.

Wir verstanden unsere Arbeit als Kampagne gegen die radikal zunehmende, tragische Verfolgung von Minderjährigen und jungen Erwachsenen in Honduras. Öffentlich protestierten wir gegen die Korruption, Vergewaltigungen, Folter und Hinrichtungen, welche in den neunziger Jahren in Honduras ein Klima von Gewalt und Furcht erzeugten. Gleichzeitig schufen wir eine Chance für Jugendliche, sich in das Schulsystem und die Arbeitswelt zu integrieren.

2002 einigten sich die Polizeikräfte Zentralamerikas auf ein gemeinsames Vorgehen gegen Strassenbanden. In Honduras führte dies zur Verfolgung aller Jugendlichen mit Tätowierungen, was als Beweis für Bandenzugehörigkeit galt. Die überregionale Polizeistrategie liess keinen Raum für Gruppen wie Xibalbá, die sich um Prävention und Rehabilitation bemühten.

Nicht deren Engagement für sozialen Fortschritt wurde gesehen, sondern lediglich die Möglichkeit, durch sie an die Zielgruppe der Repression heranzukommen. Man verlangte von mir die Namen von Jugendlichen, die mit uns zusammen arbeiteten - was ich natürlich ablehnte, weil dies zu ihrer Verhaftung und womöglich zu ihrer Ermordung geführt hätte.
Als Folge meiner Verweigerung begann eine Reihe von Angriffen gegen meine Person und gegen die Freiwilligen von Xibalbá. Die honduranische Polizei ernannte Gutachter für Tätowierungen in Gerichtsverfahren gegen mutmassliche Bandenmitglieder. Die Verteidigung und die Familien der Angeklagten bezeichneten mich als Gegenexpertin.

Es ist wichtig zu sehen, dass Xibalbá die einzige Organisation in Honduras ist, die sich effektiv gegen die staatliche Verfolgung eines grossen Teils der Zivilgesellschaft wehrt. Dies macht uns zur verlässlichen Informationsquelle für die nationale und internationale Presse ebenso wie für Untersuchungskommissionen der UNO, der Harvard und der Columbia University und anderen namhaften Institutionen.
Trotzdem haben die Angriffe gegen meine Person und meine Mitarbeitenden ständig zugenommen. Mehrere Entführungsversuche sowie die ständige Überwachung meiner Aktivitäten durch die Polizei haben mich zu einem ständigen Wechsel meines Wohnorts und schliesslich zum Untertauchen gezwungen. All dies wurde umfassend dokumentiert.

Ich selber und andere Mitglieder von Xibalbá haben mehrfach bei der Nationalen Menschenrechtskommission von Honduras geklagt. Doch unser Fall, der keineswegs einzigartig ist, beweist nur den Zustand totaler Unsicherheit in unserem Land, bis hinauf zu den höchsten Organen, die für den Schutz menschlichen Lebens zuständig wären.
Die ständig wachsende Repression hat uns gezwungen, unsere offiziellen Anlaufsstellen zu schliessen und unsere Öffentlichkeitsarbeit fast gänzlich aufzugeben. Die persönlichen Nachteile, die wir für unser Engagement in Kauf nehmen, lassen sich in einem Brief wie diesem nicht alle beschreiben. Wir leben in einer Gesellschaft, wo das menschliche Leben wertlos ist.
Trotzdem geht unsere Organisation gestärkt aus all diesen Schwierigkeiten hervor. Wir brauchen kein Gebäude, denn Xibalbá ist keine bürokratische Institution: Wir sind ein starkes und zähes Netz von Freiwilligen, die für ihre moralische Verpflichtung gegenüber der Gemeinschaft sogar ihr Leben riskieren.
Mehr Informationen auf Itsmania's Blog: http://www.xibalbahonduras.blogspot.com/.
Honduras: Impunidad silencia y perpetua la violencia

www.comundadsegura.org
CAROLA VIVARIO, BRASIL

comente enviar por e-mail Português imprimir

Más de 400 niños, niñas y jóvenes perdieron la vida de forma violenta en 2006 en Honduras, mientras que 150 mujeres fueron asesinadas a lo largo del año, según el informe de Amnistía Internacional (AI) divulgado a fines de mayo último. En la mayoría
de los casos, según la organización, no se puso a disposición de la justicia a las personas responsables.

"Las cifras son alarmantes. Sin embargo, lo que cita AI es un mínimo de lo que se está viendo. Los organismos se han vuelto burocráticos y hay casos que no son cuantificables", señala Itsmania Platero, presidenta de la organización no gubernamental Xibalba Arte y Cultura.

Itsmania, que trabaja en la defensa de los derechos humanos desde hace 19 años, es una de las muchas activistas que sufre con las "crecientes amenazas, intimidaciones y hostigamiento contra personas que centran sus actividades en los derechos económicos, sociales y culturales, incluidos los derechos laborales, los derechos de los pueblos indígenas y el derecho a la vivienda", según el mismo informe de AI.

"La negligencia y omisión de los organismos de derechos humanos está fortaleciendo los abusos a la causa que ellos deberían defender. El comisionado de DDHH repite lo que el Estado quiere que repita. El silencio se vuelve cómplice", denuncia Itsmania.

Impunidad y corrupción

En un país donde la tasa de homicidios es de 37 por cada cien mil habitantes - según datos del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo - Itsmania cree que las estadísticas pueden ser aún mayores y apunta la
impunidad como mayor culpable por la perpetuación de la violencia. "Hay muchas personas que no están denunciando por miedo. No pueden los números ser reales, porque el departamento de investigación criminal solo reporta casos de personas o hechos muy relevantes, no cuenta con agentes en los 18 departamentos, por lo que muchas muertes quedan sin resolver. Hay lugares, inclusive, donde los investigadores hacen de jueces, de fiscales, de forenses", critica.
La activista cita como ejemplo el entierro en semanas recientes de varias personas en fosas comunes, sin que fueran identificadas, por inoperancia del ministerio publico, según fuentes de la policía. "Es normal que la policía y la dirección general de investigación criminal delinquen. Poner una queja en la policía puede costarte la vida. Eso ahora es normal, pero lo absurdo es poner una queja y darte cuenta que esto te puede costar la vida porque tu denuncia pronto estará en manos de los delincuentes", alerta.

Itsmania, que es testigo en muchos casos de la corte y está amenazada de muerte, apunta la inoperancia en el sistema judicial y la corrupción dentro de la policía por este cuadro alarmante: "Esto hace a uno creer que el sistema judicial está involucrado o es deficiente. Ya en la policía, los que no son corruptos, están descontentes por la dirección que no está cumpliendo su finalidad de realizar", lamenta.

Juventud al margen de la sociedad

Sobre el tema
de las pandillas, la activista dice que la ley antimaras apenas sirvió para estigmatizar y criminalizar a la juventud, principalmente a aquellos jóvenes que provienen de bajos estratos. Observa también que ya no se maneja el tema como en el pasado, habiendo sido sustituido en los titulares de los diarios y en la boca de la gente, por el tema del crimen organizado y el sicariato.

"En las cárceles hay entre 600 y 700 jóvenes que pertenecen a las maras. Ya no se ven jóvenes tatuados en las calles. Los que han sobrado han emigrado, mientras otros han sido muertos, inclusive dentro de los centros penales", indica.

Para la activista son muchos los intereses que están en juego. Entre ellos cita la comercialización de la seguridad privada y la venta de armas, dirigida especialmente a un público femenino alarmado con la creciente inseguridad en el país. "Hay un conjunto que está compuesto inclusive por los medios de comunicación que responde a intereses elitistas y empresariales. Hay libertad de prensa pero no hay libertad de expresión. El amarillismo en los periódicos vende y justifica la existencia de grupos de exterminio que han hecho que la población se vuelva juez", sentencia la activista.

Por la defensa de los derechos humanos

El informe "El Estado de los Derechos Humanos en el Mundo", fue presentado en Londres por la Secretaría General de Amnistía Internacional, Irene Khan y analiza por regiones la vigencia de las garantías individuales.

El documento hace énfasis en los temas
de violencia contra las mujeres, contra la niñez, el trasiego de armas, la pena de muerte, las distintas formas de tortura y terror, así como la justicia internacional. Y hace un llamado para que los defensores de los derechos humanos puedan hacer su trabajo en paz.

"Lo que quiero es que se respeten los derechos del ser humano, que sean aplicadas medidas cautelares y que el estado propicie la seguridad digna para vivir", concluye Itsmania .

Para saber más:

Maras en Centroamérica

En otros sitios:

Xibalba Arte y Cultura
http://xibalbahonduras.blogspot.com/
Informe Honduras - 2007 de Amnistía Internacional

Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo - Honduras

LAS MEDIDAS REPRESIVAS

EN CONTRA DE ITSMANIA PINEDA PLATERO
Y SU ORGANIZACIÓN XIBALBÁ EN HONDURAS
Itsmania Pineda Platero, mujer de paz para Honduras, quién debido a su dedicación incansable por los grupos marginados está ahora, ella misma siendo acosado y amenazada. En 1989, junto con un grupo de artistas y activistas comunales, fundamos a Xibalbá Arte y Cultura, Una organización con la misión de rehabilitar a personas jóvenes con diferentes tipos de problemas, De consumo ilegal de drogas asociados a las pandilla, personas jóvenes que con el tiempo fueron estigmatizados por Su forma de pensar, de vestir, o de actuar, y otros por ser asociado con actos ilegales de diversas clases. Empezamos este trabajo en respuesta al incremento radical de la exterminación de menores de edad, de niños y adultos hondureños, iniciando una campaña para desacelerar estas tragedias en un ambiente tan cargado de violencia y miedo en Honduras durante el año de los 1990s, simultáneamente, orientamos a establecer oportunidades para que Los menores de edad y los jóvenes adultos pudieran integrarse al sistema educativo y a un lugar de trabajo. En el año 2002, la policía de América Central se unifico para crear un plan regional integrado unificando La estrategia en contra de grupos en pandilla.En Honduras, este acontecimiento fue dirigido como una persecución sistemática en contra de Los jóvenes, hombres y las mujeres con tatuajes, estas marcas tomadas como el mejor identificativo de personas Involucradas con pandillas. En estos acuerdos regionales y en nuestra nación no se crearon espacios para los que trabajamos en la prevención y la rehabilitación, como Xibalbá. Estas leyes articuladas con La política de represión agudizaron un período de inseguridad nacional en Honduras hasta el año 2007.La organización Xibalbá y su trabajo estrechamente con la juventud
y menores de edad en peligro, no se miro como beneficioso para La nación, sino como los grupos a través de los cuales las autoridades estatales podrían encontrar información aproximada o acceso persiguiendo a los tatuados y acosando a las personas. Fue durante esta época que los miembros de policía de Honduras montaron persecución en contra de Xibalbá. La policía exigió que personalmente entregara a muchos a la ley y diera los nombres de los jóvenes que forman parte de nuestra organización ? una demanda que rehusé. Por mi negativa a acceder sobre este punto, la cuál Habría asegurado las detenciones y las muertes posibles de estos individuos, en una serie desmedida.Comenzó en contra de mi persona por ser la voz pública de Xibalbá, una persecución sistemática igual contra Los voluntarios que se identificaron con Xibalbá como una organización.Durante la detención continua de supuestos miembros de la pandilla en virtud de sus tatuajes, La policía hondureña estableció expertos del tatuaje como actores judiciales con facultades para mandar a una persona a la prisión.Negándoles el derecho de vivir dentro de la sociedad estatal condenándolos a vivir en la prisión.Es importante para Mí decirles que Xibalbá es vista como la organización singular, eficaz resistiendo una estrategia regional y La aplicación nacional de la represión estatal en contra de un sector grande de sociedad. Xibalbá por esta razón se ha convertido en una base de datos creíble para la prensa nacional e internacional, así como tambiénPara Los investigadores internacionales de Las Naciones Unidas, Harvard University, Columbia University, Entre otras instituciones distinguidas. La persecución en contra de mi persona ha incrementado a cada paso hasta el grado que he tenido que enfrentar varios raptos frustrados constante vigilancia de mi casa y de mi persona. Mis teléfonos intervenidos ilegalmente.
Estas acciones me han conducido a ocupar varios espacios vitales simultáneamente diferentes y actualmente, he abandono todo para estar en una vivienda sin revelar. Todo esto ha sido documentado A fondo en las diferentes instancias y puesto a las órdenes legales en Honduras.Espero que ustedes lo hagan y Tomen en consideración que los casos como el nuestro, el cuál no es único, demuestra a un estado de total inseguridad en Honduras, hasta el oficial que los órganos establecieron para proteger la vida del ser humano. Hasta el presente día, las medidas represivas en contra de Xibalbá como organización la han fortalecido haciéndola difícil de desarticular.La persecución contra la organización se ha intensificado a tal extremo que tuvimos que desarticular del todo Las oficinas públicas y reducir la promoción pública de nuestros programas a casi cero. Sin embargo, encontramos Nuestra organización reforzada a pesar de estos factores, porque Xibalbá no es un edificio, ni una oficina, ni una burocracia, es una red de voluntarios cumpliendo con una promesa ética para Las comunidades venciendo en el peligro viviendo para hacer el bien.
www.1000mujeresdepaz .org